Los egresados son considerados como expresión de la Proyección Social en la USTA, ya que son quienes participan en dicha función sustantiva al ser extensión de la formación y espíritu de la universidad en el medio y entorno donde se encuentran ubicados, impactando desde su formación profesional en los diferentes campos de la sociedad.